A partir de la identificación de problemáticas se proponen acciones desde el servicio y la solidaridad que propenden por el bien común en el contexto social, generando un impacto positivo en las vidas de los niños, niñas y jóvenes y la de los demás.